martes, 11 de agosto de 2009

LAS TRES REJAS.



Un joven discípulo de un sabio filósofo, llega a casa de éste y le dice:

.-Maestro...un amigo tuyo estuvo hablando de ti con malevolencia...

.-Espera .- lo interrumpió el filósofo -. ¿Hiciste pasar por las tres rejas lo que vas a contarme?

.-¿Las tres rejas?,¿Que es eso?.

.-Si. La primera es la verdad. ¿Estás seguro de que lo que quieres decirme es absolutamente cierto?

.-Pues... realmente no. Lo oí comentar a unos vecinos.

.-Al menos ¿lo habrás hecho pasar por la segunda reja, que es la bondad?. Eso que deseas decirme ¿es bueno para alguien?.

.-No, en realidad, no es bueno. Al contrario...

.-¡¡¡Ahhh, vaya!!!. La ultima reja es la necesidad. ¿Es necesario hacerme saber eso que tanto te inquieta?

.-A decir verdad, no. No hay necesidad.

.-Entonces ,-dijo el sabio sonriendo-. Si no es verdadero, ni bueno, ni necesario, sepultémoslo en el olvido ... ¿Deacuerdo?


7 comentarios:

dyeve dijo...

smiles..Deacuerdo! cool..

Themis dijo...

Muy bueno! no estaría mal que siempre siguiéramos esas reglas.

No te echarían de Suecia, aquí ya han aprendido que la mayoría de los inmigrantes llegan siempre tarde. Y además 10 o 15 minutos no es nada, a mí me dejado esperando dos y hasta tres horas, claro que en casa porque si era en otro lado no me quedaba tanto esperando a nadie, pero alguna vez pensé en irme de casa, que cuando llegara quien iba a venir a una hora y no llegó, que no me encontrara, después decirle: te esperé una hora y como no viniste me fui para otro lado, pero nunca lo hice, solamente lo pensé y seguí esperando.
Cariños

Hermanita de la Caridad dijo...

Todos deberíamos hacer caso a esto, así no habría tan malas intenciones y falsas acusaciones...
Primero pensar y después hablar.
Un beso

manly dijo...

Me ha resultado excelente y así te lo he puntuado.
Si todos reaccionásemos con las tres reglas ante una circunstancia así, se acabarían los dimes y diretes que tanto mal traen.

Loli Martinez dijo...

Como siempre me asombran tus geniales publicaciones . Cuando hablamos de lo que oímos siempre caeremos en equivocaciones , quizás deberíamos hablar más con el corazón .
Un besazo.

Ivana Carina dijo...

Genial esta historia!

Y deberíamos hacerle caso al Maestro, cuántas cosas cambiarian....

Un beso Vic! =)

Alessandra dijo...

e si Victory quante cose sarebbe bene tacere perchè non vere, né buone e né necessarie. Ottima storia.Invece tanti purtroppo vivono di questo, a discapito degli altri.

Related Posts with Thumbnails

COMENTARISTAS

Visitantes recientes