martes, 30 de noviembre de 2010

DECIR HACER.




Entre lo que veo y digo,
entre lo que digo y callo,
entre lo que callo y sueño,
entre lo que sueño y olvido,
la poesía.

Se desliza entre el sí y el no:
dice lo que callo,
calla lo que digo,
sueña lo que olvido.

No es un decir, es un hacer.
Es un hacer que es un decir.
La poesía se dice y se oye: es real.
Y apenas digo es real se disipa.

¿Así es más real?
Idea palpable,
palabra impalpable:
la poesía va y viene,
entre lo que es
y lo que no es.

Teje reflejos y los desteje.
La poesía.
Siembra ojos en las páginas,
siembra palabras en los ojos.
Los ojos hablan,
las palabras miran,
las miradas piensan.

Oír los pensamientos
ver lo que decimos,
tocar el cuerpo de la idea.
Los ojos se cierran,
las palabras se abren.

Octavio Paz.



3 comentarios:

El Drac dijo...

Creo que poesía es captar lo grandioso de cada cosa en su extrema manifestación; puede ser bello, de horror, de miedo o de paz; captar justo el momento en donde se expresa ante el mundo con más fulgor y ésa manifestación, ése fulgor, no se ve se siente. POr ello pienso que un poema para que sea tal debe transmitir una emoción, un sentimiento al lector, sino no es así, para mí, no es poesía. Un gran abrazo

Alejandro Kreiner dijo...

Una buena poesía nos nos puede descubrir sensaciones antes desconocidas.

Saludos.

Marisol dijo...

Oír los pensamientos
ver lo que decimos,
tocar el cuerpo de la idea.
Los ojos se cierran,
las palabras se abren.

Este verso es el que más me gusta del hermoso poema de Octavio Paz.

Te dejo un abrazo desde un Berlín vestido de mucha nieve.

Related Posts with Thumbnails

COMENTARISTAS

Visitantes recientes